Baila para mí.

Durante años lo he intentado. Encontrar a alguien que lleve mi ritmo  Que tengamos las mismas ganas de bailar. Que coincidamos en los descansos.

Que llevemos el paso, que comencemos con el mismo pie.

Lo intentaba. Me cansaba y a menudo abandonaba a mis parejas de baile o seguía bailando aunque no pudiera ni con las pestañas…

Eso es lo que se hace cuando una ama ¿no?

Bailar al son que toque…

 

Baila para mí… Si me quieres podrás hacerlo.

Baila un ratito que te quieren ver los abuelos…

Baila conmigo que no quiero bailar sola…

Muchos bailes al son que no es el mio. Hasta que me paro, respiro y me pregunto ¿quieres bailar ahora? Me contesto, me escucho y bailo solo cuando quiero.

A veces acompañada, a veces sola.

Y en este baile infinito de escucha aparece el amor. Una fuerza motora, un placer inmenso, una alegría contagiosa, una generosidad real. AMOR por los cuatro costados.

Gracias a la vida que me pone música para bailar sola o acompañada, lo que yo elija.

Anuncios

One thought on “Baila para mí.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s