Quiereteme. La dictadura del amor.

Ahora que ya se han terminado los anuncios de mujeres orgasmandeando al olor de algún macho, las burbujas doradas y turrones varios llegan nuestras amigas las rebajas.

Unos grandes almacenes de cuyo nombre no quiero acordarme dan en el clavo con una canción la mar de pegadiza “Quiéreteme”. (Creo que repiten porque me da la sensación de que ya me quejé el año pasado que vinieran justo ahora, en rebajas, con el mensajito de “quiérete ahora, con las sobras” pero bueno eso no es lo que me molesta ahora.)

Este año abundan los mensajes de autocuidado y se está poniendo de moda que nos digamos que nos tenemos que cuidar:

 

meme1425677239pc

Nada nuevo. Lo que me molesta ahora, aparte de los diseños horribles de estos mensajitos, es el tiempo verbal utilizado, tiquismiquis que es una.

Gente diciéndome lo que TENGO que hacer.

Los nuevos mandamientos no me dejan espacio para mi libertad. No me dejan elección, ni espacio para cuestionarme.

Una vez más un IMPERATIVO que seguir.

¡Quierete de una vez!

IDIOTA!!!

Pero si no teníamos bastante con los imperativos aquí viene este galimatias

quiereTE- ME

ME

ME

Quíerete para mí.

Date un caprichito ( tieness mi permiso)

Ponte guapa para mí. ( eso sí, por favor)

Es hora de pensar en tí. (AHORA, no luego y no antes)

Quiereteme este es tu momento, amor.

Hazlo por mí.

Vamos, nenita, que te cuesta…

Y aquí estamos de nuevo queriéndonos para que nos quieran porque nadie nos va a querer cuando nos odiemos.

(PD: adivinen de qué sexo es el emisor del mensaje)

 

Anuncios

2 thoughts on “Quiereteme. La dictadura del amor.

  1. Hoy precisamente pensaba en esto…
    en cuando el sistema disfraza nuestro deseo de SER y lo pone a trabajar en pro de sus necesidades llevándonos a consumir para sentirnos VIVAS. Descentrando así nuestra mirada hacia otro lugar y haciéndonos caer en la vorágine de la insuficiencia.

    Gracias por tus palabras, gracias por invitarme, con ellas, a dar forma a las mías ❤

  2. Ese es el truco: descentrando nuestra mirada.
    Nos sacan, nos dicen lo que necesitamos y seguimos órdenes.
    Nadie nos dice ¿que necesitas?
    Si todas nos parasemos y nos hiciéramos esta pregunta contestando de verdad… otra cosica sería…

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s