Padres, madres y otros objetos de tortura

-¡Estate quieto!

– Come

-¡Calla!

-¡Ponte bien la chaqueta! mira que pintas llevas…

-Cooooooome.

-Dila hola a esta señora.

-Dale un beso a este señor con barba.

-Levántate

-Siéntate

-Ponte bien

-A la cama

-Coooooooomeeeee

-NO GRITESSSSSS.

-NOOOOO GRITEEEEEEES.

-NOOOO GRI TEEEEEEESSSSSSS

¡Give me a break!

Anuncios

3 thoughts on “Padres, madres y otros objetos de tortura

  1. cierto, normalmente no hablamos a lxs niñxs como si fueran personas, el respeto cuando nos dirigimos hacia ellxs brilla por su ausencia. Fijaos cuando una persona adulta llega a un sitio con un niñx, la gente normalmente sólo saluda a la adulta (si no es para decirle alguna monería al niñx hablándole como si fuera tontx).
    Por no hablar de los mensajes contradictorios:
    – NOOOOO GRITESSSSSS
    – No, si no le pego, sólo un pequeño azote para que vea que no tiene que hacerlo.
    ¿Gritaríamos o azotaríamos a una persona de nuestra edad?
    Yo trato a TODAS las personas con respeto.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s